El Ozono como aliado desinfectante en cocinas de hoteles

Actualmente es común encontrar que en la oferta de servicios proporcionados por hoteles se  encuentren en ellos el servicio de restaurante que por regla general siempre se encuentra en  concordancia con la calidad de servicio que el hotel brinda a sus huéspedes. 

En esta oportunidad, nos enfocaremos a las cocinas de los restaurantes, es decir a los lugares donde  son elaborados los platillos que se degustan en los restaurantes y que muchas veces si no se tienen  las medidas y cuidados adecuados pueden representar un gran problema que compromete la  calidad del servicio otorgado. 

Las cocinas en los restaurantes de los hoteles se caracterizan por albergar gran cantidad y diversidad  de alimentos como: frutas, verduras, pescado, carne, embutidos, entre otros los cuales muchas  veces para su disposición cuentan con almacenes donde son guardados y cuando se necesitan son  dispuestos. 

El problema de almacenar alimentos en este tipo de lugares es la acumulación inevitable de virus,  bacterias, microorganismos que conlleva a la aparición de vectores como roedores, cucarachas; los  cuales indican una pobre desinfección e higiene en los almacenes. 

Aunado a ello, la concentración de grandes cantidades y diversidad de alimentos provoca una  mezcla de olores, que resultan desagradables y en una contaminación cruzada. 

Las frutas y verduras que en la mayoría de las ocasiones han sido manipuladas por diversas personas  representan un foco de contaminación patológica, siendo receptor de diversos tipos de virus,  bacterias y hongos, los cuales de no ser desinfectados correctamente, comprometen la salud de los  comensales. 

De entre las alternativas que se ofertan en el mercado, el ozono es de lejos el que mayores  beneficios presenta para la desinfección y eliminación de malos olores en las cocinas de los  restaurantes. 

Debido a que el ozono posee un alto poder oxidante y que a temperatura ambiental presenta un  estado de agregación gaseoso es capaz de llegar a superficies y rincones de difícil acceso en  comparación con los desinfectantes líquidos utilizados comúnmente para desinfectar superficies. Aunado a ello, el ozono tiene la capacidad de desinfectar ambientes y eliminar malos olores, lo que  resulta benéfico en lugares como almacenes o bodegas donde se guardan alimentos. 

El ozono de igual manera tiene su aplicación en la desinfección de frutas, verduras y agua, lo cual  resulta en la inactivación de agentes patógenos como: virus, bacterias y hongos que puedan  encontrarse en las superficies de los consumibles, y los cuales con una limpieza convencional no son  fácilmente eliminados. 

En Biozon, contamos con equipos de generación de ozono para desinfección de aire y superficies,  además de equipos generadores de ozono para desinfección de frutas, verduras y agua a escala  semi-industrial enfocados a las cocinas de los restaurantes, te invitamos a contactarnos.



Sé el primero en comentar